Las mejores parábolas de Jesús y su significado bíblico

Comparte este artículo

Parábolas de Jesús, son breves relatos con los cuales el Señor enseñaba al pueblo y a sus discípulos. De forma que pudieran comprender el mensaje de Dios y su Reino, a través de historias comparativas, simbólicas, reflexivas y creíbles. Estas enseñanzas se encuentran en los evangelios de la biblia.

Parábolas-de-Jesús-2

Parábolas de Jesús

Jesucristo durante su ministerio aquí en la tierra, en ciertas ocasiones trasmitió el mensaje del Reino de Dios a la gente y a sus discípulos mediante parábolas. Las parábolas de Jesús son sus enseñanzas concentradas en breves historias que revelan una verdad espiritual. Estas historias las hacía de forma simbólica y comparativa. Para que las personas que lo escucharan, pudieran reflexionar y descubrir el verdadero mensaje encerrado en ellas.

Las comparaciones que hacia Jesús en sus parábolas eran sobre hechos o situaciones creíbles. La mayoría de ellas en ejemplos sencillos y de la vida cotidiana para hacer más fácil su comprensión. Las parábolas se las decía Jesús a sus discípulos y a la muchedumbre que lo seguía en todo momento para escucharlo o por una oportunidad de poderlo tocar, conscientes del poder que este ejercía.

¿Por qué Jesús Enseña con Parábolas?

Sin embargo, el mensaje de Jesús contado a través de las parábolas no fue entendido por todos los que lo oyeron. En una oportunidad los discípulos le preguntaron al maestro porque usaba esta forma de enseñar y él les respondió, que su mensaje solo sería comprendido por aquellos que tuvieran fe en él y en Dios su padre, Mateo 13: 9 -13 (TLA)

9 ¡Ustedes, si en verdad tienen oídos, presten mucha atención!» 10 Los discípulos se acercaron a Jesús y le preguntaron: -¿Por qué enseñas a la gente por medio de ejemplos (parábolas)? 11 Jesús les dijo: «A ustedes yo les permito conocer los secretos del reino de Dios, pero no a los demás. 12 Porque a los que saben algo acerca de los secretos del reino, se les permite saber mucho más. Pero a los que no saben mucho de los secretos del reino, Dios les hará que olviden aun lo poquito que saben. 13 Yo enseño a la gente por medio de ejemplos; así, por más que miren, no verán nada, y por más que oigan, tampoco entenderán nada.

Aquellos de corazón endurecido y que no hubiesen aceptado a Dios por más que escucharan, nunca entenderían los secretos del reino de Dios, y por más que tuvieran los ojos bien abiertos, nunca lo podrían ver. Estas palabras de Jesús hacían cumplir lo dicho por Dios a través del profeta Isaías, en Isaías 30: 9-14.

La explicación dada por Jesús a sus discípulos es fundamental para entender esta forma de enseñanza. Dejando muy claro que los secretos del Reino de Dios solo serían revelados a los creyentes. Para que estos pudieran cultivarse y crecer en la fe de Cristo Jesús.

¿Dónde se Encuentran estas Parábolas?

Las parábolas de Jesús se encuentran en los evangelios canónicos de la Biblia. En general se encuentran en los evangelios sinópticos de Mateo, Marcos y Lucas, en donde se repiten muchas de estas parábolas. Mientras que el evangelista Juan solo relata en sí dos parábolas. La parábola del Redil y el Buen Pastor, en el capítulo 10, Juan 10: 1-18; y la parábola de la vid verdadera en el capítulo 15, Juan 15: 1-17.

Parábolas de Jesús Resumen

Aparte de las dos parábolas de Juan en los otros tres evangelios se pueden encontrar 43 parábolas de Jesús en total. Las cuales se resumen de la siguiente manera: Diez parábolas de Jesús se repiten en los tres evangelios sinópticos de Mateo, Marcos y Lucas. Estas 10 son las Parábolas de o del:

  • Lámpara, Mateo 5: 13-16 – Marcos 4:21-23 – Lucas 8:16-18 – Lucas 11: 33-36
  • Vino nuevo y los odres viejos, Mateo 9: 16-17 – Marcos 2: 21-22 – Lucas 5:36-39
  • Hombre fuerte con las manos atadas, Mateo 12: 29-32 – Marcos 3: 27-29 – Lucas 11: 21-23
  • Las verdades de Jesús, Mateo 12: 48-50 – Marcos 3: 33-35 – Lucas 8: 20-21
  • Sembrador, Mateo 13: 1-9 – Marcos 4: 1-9 – Lucas 8: 4-8
  • La semilla de mostaza, Mateo 13: 31-32 Marcos 4,30-32, Lucas 13,18-19
  • Pequeño niño, Mateo 18: 1-10 – Marcos 9: 35-37 – Lucas 9: 46-48
  • Los viñadores homicidas, Mateo 21: 33-44 – Marcos 12: 1-11 – Lucas 20: 9-18
  • Árbol de higo, Mateo 24: 32-35 – Marcos 13: 28-31 – Lucas 21: 29-31
  • Siervo vigilante, Mateo 24: 42-44 – Marcos 13: 34-37 – Lucas 12: 35-40

Del Evangelio de Mateo

El evangelista Mateo además de las compartidas, describe once parábolas de Jesús, que solo se pueden encontrar en su evangelio. Estas son las Parábolas de o del:

  • La paja y la viga, Mateo 7:1-5
  • Trigo y la cizaña, Mateo 13: 24-30
  • Tesoro escondido, Mateo 13:44
  • La perla de gran valor, Mateo 13: 45-46
  • La red Mateo, 13: 47-50
  • Padre de familia, Mateo 13: 51-52
  • Funcionario que no quiso perdonar, Mateo 18: 23-35
  • Los trabajadores de la viña, Mateo 20:1-16
  • Los dos hijos, Mateo 23: 13-36
  • Las diez vírgenes, Mateo 25:1-13
  • Juicio final, Mateo, 25: 31-46

Parábolas-de-Jesús-3

Del Evangelio de Marcos

El evangelista Marcos además de las compartidas, describe una parábola de Jesús, que solo se pueden encontrar en su evangelio. Esta Parábola es: La Parábola del crecimiento de la semilla en Marcos 4:26-29 (TLA)

26 Jesús también les puso esta otra comparación: «Con el reino de Dios pasa algo parecido a lo que sucede cuando un hombre siembra una semilla en la tierra. 27 No importa si ese hombre está dormido o despierto, o si es de noche o de día; la semilla siempre nace y crece sin que el campesino entienda cómo. 28 La tierra produce primero el tallo, después la espiga, y finalmente las semillas. 29 Y cuando llega el tiempo de la cosecha, el campesino recoge las semillas.»

Del Evangelio de Lucas

El evangelista Lucas además de las compartidas, describe doce parábolas de Jesús, que solo se pueden encontrar en su evangelio. Estas son las Parábolas de o del:

  • Los dos deudores, Lucas 7: 41-47
  • Buen samaritano, Lucas 10: 25-37
  • Amigo inoportuno, Lucas 11: 5-10
  • Rico insensato, Lucas 12: 16-21
  • La higuera sin fruto, Lucas 13: 6-9
  • Parábola del Hijo pródigo, Lucas 15: 11-32
  • La moneda perdida, Lucas 15: 8-10
  • Mayordomo astuto, Lucas 16: 1-8
  • Rico epulón y Lázaro, Lucas 16: 19-31
  • Siervo inútil, Lucas 17: 7-10
  • Juez inicuo y la viuda importuna, Lucas 18: 1-8
  • Fariseo y el publicano, Lucas 18: 9-14

Parábolas de Jesús que se Repiten en Mateo y Lucas

Nueve de las 43 parábolas de Jesús se repiten en los evangelios de Mateo y Lucas. Estas nueve no las describe Marcos en su evangelio. Las nueve parábolas son las de o del:

  • Demandado, Mateo 5: 21-26 – Lucas 12: 57-59
  • Las aves, Mateo 6: 25-26 – Lucas 12: 22-26
  • Los lirios, Mateo 6: 28-34 – Lucas 12: 27-31
  • La casa sobre la roca, Mateo 7: 24-27 – Lucas 6: 47-49
  • El árbol y sus frutos, Mateo 7: 15-20 – Lucas 6: 43-45,
  • La levadura, Mateo 13:33 – Lucas: 13: 20-21
  • Banquete de bodas, Mateo 22: 1-14 – Lucas 14: 15-24
  • La oveja perdida, Mateo 18: 12-14 – Lucas 15: 1-7
  • Los talentos, Mateo 25: 14-30 – Lucas 19: 11-37

Además de los evangelios canónicos de la Biblia, las parábolas de Jesús se pueden encontrar también en los considerados apócrifos. Como son los casos de los evangelios de Tomas y el de Santiago. En el evangelio de tomas específicamente se encuentran 17 de las parábolas antes mencionadas.

Parábolas-de-Jesús-4

Los Temas que Relacionan Algunas de las Parábolas 

En los evangelios algunas parábolas tienen un mensaje o tema en común que las relaciona. Unas se pueden encontrar de forma consecutiva. De igual forma pueden estar en un solo evangelio o repetirse en uno o más de ellos. Veamos cuales son estos casos a continuación:

La parábola de la semilla de mostaza y La parábola de la levadura: El tema central y similar entre ambas parábolas, es la expansión del reino de Dios.

Parábola del tesoro escondido y la parábola de la perla preciosa: El mensaje que encierran estas dos parábolas es el valor que debe tener el reino de Dios en nuestras vidas. Dios quiere que Jesucristo sea nuestro bien más apreciado, nuestro verdadero tesoro.

La parábola de la oveja perdida, la parábola de la moneda perdida y la del hijo pródigo: Este trio de parábolas del evangelio de Lucas encierran el tema central del arrepentimiento como acción fundamental para entrar al Reino de los Cielos. Jesús vive en los corazones que han evidenciado un arrepentimiento genuino.

La parábola del siervo fiel y la parábola de las diez vírgenes: estas dos parábolas encierran un tema escatológico, específicamente sobre los tiempos postreros de la segunda venida del Señor. Para ello el Señor aconseja velar en todo tiempo, para poder estar preparado a su llegada.

Cuatro parábolas como la de la cizaña, la del rico insensato, la del árbol de higo y la parábola de la higuera estéril: Tienen en común que las cuatro versan sobre temas escatológicos. Cada una de ellas uno en específico.

Algunos temas centrales de parábolas independientes, son por ejemplo:

  • La parábola del siervo inútil: La fe y fidelidad a Dios
  • El Buen Samaritano: El amor y la misericordia
  • La parábola del siervo vigilante: Permanecer en la fe y la oración.

Algunas Parábolas de Jesús y su Significado

El termino parábola se refiere a una expresión literaria que se basa en una narración alegórica; que sirve para enseñar de forma comparativa un tema que no es el explícito. La parábola entonces tiene un objetivo didáctico, la misma finalidad que tenía Jesús al decirlas a sus discípulos y a la gente.

Jesús a través de sus parábolas buscaba enseñar las verdades espirituales más profundas, en un lenguaje que pudiera llegar a todas las personas. Este estilo de enseñanza sencillo contrastaba con el complejo lenguaje de los eruditos judíos de esos tiempos. A continuación se indican el significado de algunas Parábolas

La Parábola de la Levadura

La parábola de la levadura es una de las nueve que se puede encontrar tanto en el evangelio de Mateo, como en el del evangelista Lucas. Veamos los textos de esta parábola a continuación y posteriormente el significado del mensaje:

Mateo 13:33 (TLA): 33 Jesús les puso una comparación más: «Con el reino de Dios pasa lo mismo que con la harina. Cuando una mujer pone en ella un poquito de levadura, ese poquito hace crecer toda la masa.»

Lucas 13:20-21 (TLA): 20 Jesús también les dijo: « ¿Con qué más puedo comparar el reino de Dios? 21 Se puede comparar con lo que sucede cuando una mujer pone un poquito de levadura en un montón de harina. ¡Ese poquito hace crecer toda la masa!»

Significado

El tema de la parábola de la levadura es semejante al de la semilla de mostaza, que es la expansión del reino de Dios. La comparación que hace Jesús de la levadura con el reino de Dios. Es básicamente por el efecto que produce la levadura una vez colocada en la harina. La levadura hace que la masa aumente o crezca de volumen. Eso mismo ocurre cuando sus discípulos y seguidores lleven al mundo la buena noticia del evangelio de Jesús. El cual producirá la transformación de hombres y mujeres en todos los rincones del mundo, multiplicándose y haciendo crecer el reino de Dios en las naciones. Es una bendición ser un servidor del Señor, para poder ejercer la función de la levadura en la región que nos tocó vivir. Hacer llegar la levadura hasta las porciones de harina que necesitan del mensaje de salvación de Cristo Jesús.

Parábola del Siervo Inútil

La parábola del Siervo Inútil conocida también como la del amo ausente, solo se puede encontrar en el evangelio de Lucas. Veamos el contenido de esta parábola a continuación y posteriormente el significado del mensaje:

Lucas 17:7-10 (TLA) 7 »Ninguno de ustedes que tenga un esclavo, le dice: “Ven, siéntate a comer”, cuando éste regresa de trabajar en el campo, o de cuidar las ovejas. 8 Más bien, le dice: “Prepárame la cena. Quiero que estés atento a servirme, hasta que yo termine de comer y de beber. Ya después podrás comer y beber tú.” 9 Tampoco le da las gracias por cumplir con sus órdenes. 10 De modo que, cuando ustedes hayan hecho todo lo que Dios les ordena, no esperen que él les dé las gracias. Más bien, piensen: “Nosotros somos sólo sirvientes; no hemos hecho más que cumplir con nuestra obligación.”»

Significado

El mensaje que encierra esta parábola es el valor que le da el Señor Jesús a nuestra fe y fidelidad a Dios. Además de nuestra disposición voluntaria en el cumplimiento fiel de lo que él nos demanda a hacer. Incluso de esforzarnos por hacer más de lo mínimo exigido, ir una milla más en el camino.

Esta parábola de Jesús significa que el hecho que nosotros cumplamos con los deberes asignados. No es motivo de vanagloria, ni de exigir agradecimiento o escalar posiciones en su reino. Porque el verdadero merito esta en hacerlo para él, en él y por él.

El Señor Jesús quiere que podamos entender que complacerlo a él, es una labor que va más de simplemente cumplirla. Nos enseña con este mensaje que es una labor que se debe hacer desde el corazón y en una permanente comunión con él y nuestro Padre celestial.

La Parábola del Tesoro Escondido

La Parábola del Tesoro Escondido es una de las once parábolas que solo se pueden encontrar en el evangelio de Mateo. Veamos el contenido de esta parábola a continuación y posteriormente el significado del mensaje:

Mateo 13:44 (TLA): 44 »Con el reino de Dios pasa lo mismo que con un tesoro escondido en un terreno. Cuando alguien lo encuentra, lo vuelve a esconder; y después va muy alegre a vender todo lo que tiene para comprar el terreno y quedarse con el tesoro.

Significado

Esta parábola nos indica que al encontrar a Jesús, encontramos el tesoro más preciado o de mayor valor. Por lo que bien vale la pena vender o dejar todo lo que creíamos que era valioso, para poder adquirir o permitir entrar a Jesús en nuestro corazón. Porque donde está tu tesoro ahí estará tu corazón. Recordemos las palabras de Jesús en Mateo 19:29 (TLA)

29 Y todos los que, por seguirme, hayan dejado a su esposa y a sus hijos, a sus hermanos o a sus hermanas, a su padre o a su madre, su casa o un terreno, recibirán cien veces más de lo que dejaron, y tendrán además vida eterna

Jesús nos indica que no podemos fijar nuestra miradas en las cosas terrenales. Porque pueden ser causa de tropiezo, para alcanzar las verdaderas riquezas eternas, las celestiales. Debemos entonces cambiar nuestra vieja manera de pensar. Dejar de preocuparnos por las riquezas materiales, tribulaciones, afanes de este mundo, etc. Para poder descansar en Jesús que es nuestro mayor tesoro. Sigue leyendo:

(Visited 3.133 times, 5 visits today)

3 comentarios en “Las mejores parábolas de Jesús y su significado bíblico”

Deja un comentario